Cambiá tu piel a “modo verano”

Cuando el calendario marca Septiembre es inevitable pensar lo cerca que está el verano y que por fin nos vamos a liberar de los sweters, pantalones largos y botas. ¿Llega el momento de empezar a tomar un poco de color pero… cómo hacerlo de manera saludable? ¿Nuestra piel está preparada para ello después del invierno?

Veamos algunos tips a tener en cuenta para cambiar nuestra piel a “modo verano”

EXFOLIACIÓN - Dado que en invierno no cuidamos nuestra piel como en verano, generalmente se encuentra más seca y opaca. Para poder prepararla lo primero a realizar es una buena exfoliación, tanto en el cuerpo como en la cara, de esa manera eliminamos las células muertas para renovar la piel. Debemos utilizar el producto adecuado para cada lugar y enfatizar en las zonas de escote, hombros, codos y pies. Este procedimiento es recomendable hacerlo 2 veces por semana. Te recomiendo realizar la exfoliación mientras te bañas, con el agua caliente los poros se abren y resulta mucho más efectiva.

HIDRATACIÓN – Tenemos que activar nuevamente la rutina de ponernos crema todos los días y en todo el cuerpo. Para el cuerpo lo ideal es una textura fluida que hidrata y refresca. Después de bañarnos y sobre todo si realizamos exfoliación es importantísimo aplicar un hidratante para devolverle a la piel elasticidad y luminosidad.

Según nuestro tipo de piel y nuestra edad vamos a elegir la crema para la cara, es importante que busquemos una que contenga protector solar ya que en primavera el sol broncea suficiente por lo tanto debemos darle un cuidado extra. La zona del contorno de ojos y labios son zonas sensibles y necesitan cremas específicas.

ALIMENTACIÓN – De más está decir que aunque usemos cremas y nuestra rutina sea perfecta, si no nos alimentamos bien y no tomamos suficiente agua, nada de esto tendrá efecto.

Las frutas y verduras van a ser nuestros aliados para que la piel se vea sana y luminosa, hidratarla por dentro es lo más efectivo. Tomá 2 litros de agua y elegí alimentos saludables.

Si tu idea es preparar la piel para lograr un buen bronceado tenés que saber que hay alimentos que ayudan a estimular la síntesis de la melanina y colaboran para que adquieras un lindo color y más duradero, entre estos alimentos encontramos el tomate, zanahoria, sandía, calabaza.

PROTECCIÓN – Aunque aún no vayas a la playa ni te sientes en una reposera a tomar sol, es importante usar protector solar cada vez que salgas de tu casa. Hay una gama enorme de marcas, factor de protección, texturas, etc. Elegí la tuya en función de tu tipo de piel y tu edad. No olvides aplicarte el protector solar 30 minutos antes de salir de tu casa, de esa manera vas a lograr la protección deseada.

 

@milicmakeup